madagascar-230514.jpg

El kiwi es, además de una fruta, el ave nacional de Nueva Zelanda. Se trata en particular de una muy diferente a las demás que se conocen en el resto del planeta, y por eso desde el comienzo de los tiempos el hombre se ha interesado mucho en ella. ¿Y qué tiene que ver Madagascar en todo esto?, pues que recientemente se ha descubierto que uno de sus parientes más ilustres podría ser el antiguo pájaro elefante de esta nación africana.

El caso, que aún provoca sorpresa entre los especialistas considerando que se trata de dos especies que se encuentran separadas por más de 7.000 millas de distancia, está prácticamente comprobado a falta de algunos estudios últimos. Aunque no se sabe demasiado acerca del ya extinguido pájaro elefante de Madagascar, los especialistas si han podido acceder a rastros de ADN de ambos animales y compararlos, para darse cuenta de las coincidencias entre ambos.

Las pruebas, que fueron realizadas por el Centro Australiano de ADN de la Universidad de Adelaide, una de las más reconocidas de esta nación de Oceanía, vecina de Nueva Zelanda, indican que ambos animales podrían haber tenido un origen más similares cuando el mundo aún no se encontraba dividido en los continentes que conocemos hoy en día, y Oceanía estaba en la misma porción de terreno que África.

En cuanto al pájaro elefante de Madagascar, pues es una de las especies más controversiales estudiadas por el hombre, puesto que en realidad no podía volar, poseía cerca de nueve metros de altura, y tenía un peso de unas 600 libras. Es decir, se parecía más a un elefante que a un pájaro. Ahora, su relación con el kiwi nos podría permitir conocer más acerca de ella también.

Vía: Tech Times
Imagen: 20 Minutos